Acudir a un evento por primera vez

    Wilhelm Lappe
    • Público
    Por Wilhelm Lappe hace 3532 días

    http://wlappe.blogspot.com/2008/02/acudir-un-evento-por-primera-vez.html

    Creo que mi “afición” a los eventos es ya bien conocida y esto hace que uno se vuelva una especie de profesional de esto. Tienes cierta costumbre en buscar a la gente que te puede interesar, ponerte a hablar con un desconocido no te da vergüenza e incluso tienes un grupo de amigos “eventuales” con los que siempre te quedas hablando hasta las tantas.

    De hecho estos grupos que se forman son una ventaja y a la vez un problema, ventaja porque permiten integrarse a cualquiera y de ahí conocer a un buen número de networkers, y problema porque pueden percibirse desde fuera como grupos cerrados y no atreverse a entrar en ellos.

    Por otro lado cada evento tiene su propio funcionamiento natural, así no será lo mismo un iniciador que un First Tuesday, ni un twittmad de un Thursday, no sólo por los temas o la gente sino por la forma en que se establecen las relaciones, en unos más formal y tipo “de negocios” y en otros huyendo un poco de esa seriedad y siendo más como una reunión de amigos.

    En esto es curioso el momento de presentación e intercambio de tarjetas, práctica habitual en los empresariales y casi mal vista en los de ocio. Particularmente suelo ir con la tarjeta por delante (sobre todo si pretendo que alguien entienda cómo me llamo) pero sé que a veces choca, de hecho las acreditaciones, pegatinas y demás son una buena ayuda para ver el nombre y la empresa.

    Un papel fundamental en el ambiente que se genera es el de los organizadores, la actitud de buscar a quien ven más perdido, o el conocer las actividades e intereses de la mayoría de asistentes permiten que puedan crear ellos algunas conversaciones que luego seguirán de manera natural. Este papel de “recibir” y romper el hielo es también necesario.

    Todas estas cosas son las que hacen que a unos nos encanten los eventos otros los huyan y lo que es más importante que haya gente que aparezca una vez y no vuelva, lo cual es una lástima.

    Ahora hay que reconocer que cuando vas por primera vez a un evento siempre tardas un poco más en ver de qué va, quienes son los que lo mueven y “qué se hace ahí”, aún así no pasa nada, nos ocurre a todos, lo importante es pasarlo lo mejor posible, aprender y repetir. Por cierto si me encontráis por ahí siempre estoy dispuesto a charlar un rato y a presentar a quien conozca.